viernes, 7 de septiembre de 2012

Logopedia: prueba superada!

Hace más de un año os mostraba mi preocupación por la dificultad que tenía mi pequeña por pronunciar la "R", fenómeno que se conoce con el nombre de rotacismo.
 
Cabezona como soy, dejé pasar el verano y seguí dándole vueltas conforme se iniciaba el pasado curso escolar. Al final, a pesar de que las profesoras del cole no le acababan de dar demasiada importancia -puesto que creían que con un poco más de madurez se solucionaría- decidimos consultar con una logopeda.
 
Así que durante el principio de la pasada primavera, se le hizo a Irene una valoración de su lenguaje y de su habla, y aunque realmente teníamos margen de tiempo, pensamos en una intervención.
Durante el resto del curso escolar siguió terapia durante dos sesiones semanales (más los ejercicios que nos recomendaban para casa) para hacer desaparecer los pequeños problemas.
 
La niña es disciplinada y además no tiene complejos. Si había que hacer un ejercicio y no le salía ella perseveraba a pesar del fracaso y a pesar de que en algún momento algún otro niño pudiera burlarse.
El resultado ha sido espectacular. Ayer volvimos a la logopeda para valorar si necesitaba continuidad, aunque nuestra intuición era que no, pues durante el verano la hemos oído utilizar el lenguaje estupendamente.
Es posible que por sí misma hubiera llegado a buen puerto de la misma manera, tal como me advirtieron las maestras, que por otro lado tienen la experiencia impagable de observar el lenguaje de todos los niños que van pasando por sus aulas. Pero este empujoncito, creo que ha mejorado su autoconcepto de sí misma, ha servido también para reconocer el valor del esfuerzo, y qué queréis que os diga, a mí me ha quitado cierta angustia discreta que me causaba este tema.
 
Con las intervenciones sobre cualquier problema del lenguaje por parte del logopeda, yo creo que pasa como con las intervenciones en cualquier otra área. Quizá lo difícil es determinar en qué momento es adecuado intervenir, para no hacerlo ni demasiado precozmente en los periodos en los que ciertas "desviaciones de la normalidad" son habituales por el estado madurativo, ni demorarlo en exceso. Probablemente la demora es uno de los factores que más pueden influir en el pronóstico.
 
En teoría cuando se detecta un problema del lenguaje (una vez superados los márgenes de la normalidad) lo adecuado es intervenir. El lenguaje, es tan importante para las personas, que una alteración del mismo asocia indiscutiblemente un problema social: desde el aislamiento hasta las dificultades para aprender y seguir el ritmo que la escuela impone, e incluso posibles problemas de conducta.
 
Por otro lado, ciertamente hasta los seis años los niños tienen una plasticidad neuronal que nunca más será igual en otra época de la vida. Es por ello que en estos primeros años, las conexiones neuronales que afectan a las áreas del lenguaje y del desarrollo fonológico deben desarrollarse de forma adecuada para conseguir con el devenir de los años una lectoescritura exitosa. Por este motivo nos parece tan maravilloso ver cómo los niños empiezan a hablar y posteriormente a escribir como por arte de magia (y a veces bilingües e incluso trilingües), cuando a nosotros nos puede costar sudores aprender una segunda lengua en nuestra vida adulta.


Imagen obtenida del blog: Logopèdia al dia, una página muy interesante

Las dislalias (trastorno articulatorio de un fonema) suelen ser de los motivos de consulta más frecuentes para los logopedas -que alguien me corrija si me equivoco- y por lo general tienen muy buen pronóstico. Algunas de las que "se curan solas" pueden después reaparecer como errores de escritura y de lectura. Se producen por disfunción de los órganos periféricos del habla, es decir que aunque los órganos están sanos e íntegros y no hay una causa neurológica ni tangible que la produzca, los sonidos no se articulan bien.
 
En nuestro caso por el momento, prueba superada! Y en breve a empezar P5 y a darle un impulso intenso a la lectoescritura.

12 comentarios:

Ruth dijo...

Buenos días; Gracias por contarnos tu experiencia. Soy seguidora tuya hace ya un tiempo y apovecho para felicitarte por tu blog.
Agradecería me digeras a que logopeda has llevado a tu hija ya que me encuentro en el mismo caso con mi hijo y en el colegio no le dan mucha importancia. Me gustaría que le hicieran una valoración, pero no se a quien acudir.
También soy de Barcelona.
Gracias de antemano.

Mo dijo...

Me alegro mucho de que tu pequeña haya conseguido superar este bache, felicidades!

Amalia Arce dijo...

Buenos días Ruth,

La he llevado cerca de mi casa. Generalmente en los colegios suelen tener algún centro de referencia.
En cualquier caso, si quieres los datos de la logopeda de mi hija, envíame un e-mail y te los paso.
Saludos

Josep dijo...

Ai aquesta ànsia per tenir nens perfectes...
El meu comença ara P4 i tampoc diu la R. Ja tinc hora pel logopeda tb. Veig que no sóc l'únic paranoic :)

Atenea dijo...

Las dislalias suelen ser muy comunes a lo largo de la Educación Infantil. Normalmente, hacia los cinco años, con la madurez del aparato fonador se solucionan. Si a los cinco años no se ha solucionado es el momento de intervenir. Esa es mi opinión como maestra y logopeda novata.
Me alegro que tu hija lo haya superado. Te sigo desde hace tiempo pero nunca se me había ocurrido escribir.
Un saludo.

Carla dijo...

Si es asi de fácil, desde luego que vale la pena el empujoncito.

Carla
www.lasbolaschinas.com

Abrazzitos dijo...

Buenos días!! he empezado a seguir tu blog hace muy poco y me está encantando, así que en primer lugar ¡¡Enhorabuena!!

Como logopeda y Maestra AL veo reflejado tu caso con mucha frecuencia. Me parece estupendo que empezases tratamiento si la logopeda que le valoró lo consideró necesario... ¿por qué esperar?, Cada fonema aparece en una franja de edad aproximada y por ello no es lo mismo tratar un sigmatismo (dificultad para articular la /s/)que la edad de aparición puede darse hasta los 4 años, que un rotacismo (dificultad para articular la /r/) que suele aparecer entre los 5 y los 6, además hay que valorar más parametros como el punto de articulación, la movilidad, fuerza y tono de los órganos orofaciales, etc por eso es importante valorar el habla por un profesional. Las dislalias son dificultades "leves" pero si no se tratan pueden conllevar dificultades de lectura, escritura y discriminación auditiva.

Un saludo y gracias por hablar de este tema.

Elia G.

unaterapeutatemprana dijo...

Qué bien te explicas, compañera. Olé por esas logopedas y por la intervención precoz.
Un beso.

Aniña (@vampyevil) dijo...

muy interesante!!!
besitos

Anónimo dijo...

Lo de "señoritas" chirría un poco, Amalia! Mejor MAESTRAS, ¿no crees?

:-)

Un saludo!
A.

MamaBruja dijo...

Hola amalia,seguirte me esta siendo de gran ayuda, tengo un duda y quiero compartirla contigo, yo soy dislexica, mi problema era q no pronunciaba la R, aparte de otros trastornos en la retentiva,pero el que me ocupa y preocupa es el del lenguaje, mi Peke de 2 años habla perfectamente, pero tb me hedado cuenta q no pronuncia la R, no se si es normal a esta edad, ( se inicio en el habla muy pronto) y dberia esperar a un diagnostico, en la garde, no le dan ninguna importancia....

bolas dijo...

Darse cuenta a tiempo, es clave para poder lograr superar este tipo de patologías, a mi por suerte en egb, me destectaron algo parecido y con un tratamiento y ejercicios, logre superarlo

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails